Cuatro preguntas importantes en una entrevista laboral
Escrito por Ligia Soto
13 de julio, del 2021
Tiempo de lectura estimado: 7 minutos

En teoría, cuando una candidata o candidato, llega a la etapa de entrevistas es porque los pasos anteriores ya se han cumplido.  Antes de entrevistar, se debe haber verificado su CV y como mínimo, haber realizado pruebas psicométricas y técnicas que comprueben que tiene las competencias que se necesitan para el puesto de trabajo. Y por supuesto, antes de una entrevista se debe tener un perfil psicométrico completo y detallado que fundamente la idoneidad para continuar con el proceso de selección.

Uno de los grandes errores que se cometen en una entrevista de trabajo, es tomar el currículo de la persona, como guía. Por favor no lo hagas, guárdalo y enfócate en la persona.  Retómalo hasta el final de la entrevista, en caso desees hacer alguna que otra verificación.

Otro error muy común durante la entrevista, es hablar más que el candidato. Una de las principales competencias de un buen entrevistador es la escucha activa.  Escuchar atentamente y centrarse en el candidato es vital para conocer los aspectos relevantes que se desean obtener de la persona.

Por eso es tan importante que la entrevista sea una herramienta para validar las actitudes, aptitudes, competencias, pero sobre todo conocer la forma de pensar de la persona, como responden, como actúan, que creencias tiene, que valores los guían y por supuesto su experiencia y conocimiento, son variables que no pueden faltar

Algunos expertos mencionan que para que una persona sea entrevistada, debería de llegar con el cumplimiento del 85% del total de fases de un proceso de selección (verificación de perfil, validación de información del currículo, pruebas psicométricas y técnicas, investigación laboral y socioeconómica) y si no llega a este valor mínimo requerido, no entrevistar a la persona, porque de lo contrario sería una pérdida de tiempo profundizar en una entrevista.  Claro está que, por motivos de presupuesto y costos, las empresas optan por llevar sus procesos a la inversa.

Así que luego de darte un preámbulo de consideraciones importantes antes de una entrevista, te recomiendo las siguientes 3 preguntas que te ayudarán a tomar una mejor decisión:

Pregunta UNO: ¿Cómo será trabajar con usted en esta empresa?

Es una pregunta abierta en donde el candidato se extenderá y podrás observar diferentes matices:

  • La autoestima del candidato. Qué valor se da él mismo como persona, como candidato, como colaborador.  La pregunta tiene como principal función que el candidato exprese de su propia forma SER, permitiendo validar en que aspectos se enfoca:  relaciones interpersonales, experiencia, conocimiento, logros y como dice la frase:  Lo que de su boca sale, desborda su corazón.  Es decir, a partir de esta pregunta podrás analizar si la persona se está enfocado en las personas, en las cosas, en los resultados, etc.  Y podrás ir perfilando la personalidad del candidato y se si adecuará al jefe, equipo, clima y valores organizacionales. 
  • También te ayudará a determinar su comportamiento dentro de un equipo de trabajo. La pregunta se presta mucho a que se enfoquen en su trato hacia los demás y como habitualmente se comportan dentro de la empresa y abrirá las puertas para que puedas seguir indagando en su forma de pensar y en sus motivaciones.

Pregunta DOS: ¿Qué capacitaciones ha tomado en los últimos 5 años?

Esta pregunta es muy importante.  El aprendizaje es creo, una de las competencias que más se tienen que valorar en estos tiempos.  Una persona orientada al autoaprendizaje, en seguir adquiriendo conocimientos, en indagar, preguntar, investigar, es sin dudas más valiosa que otra persona que no le interese seguir creciendo como persona y profesional.

Hoy en día cuando terminas la universidad, maestría o cualquier certificación, al día siguiente, la información ya está obsoleta; así que un candidato con esta capacidad y gusto de seguir aprendiendo, es como comprar un boleto de lotería y ser el ganador en plena crisis, pues con él vienen detrás otros beneficios:   podrá innovar, mejorar procesos, estará en constante crecimiento por lo tanto la empresa lo  estará junto a él, no estarás motivándolo para que se capacite, estará cerrando sus propias brechas y tendrás talento que podrás desarrollar a largo plazo.

Pregunta TRES: Si tuviera que empezar de cero, ¿cuáles serían sus primeros pasos?

Esta pregunta te dará un panorama de cuan satisfecho está la persona con su vida actualmente y de los aprendizajes más valiosos que ha adquirido a lo largo de esta.  En ambas respuestas podrás conocer si es una persona auto dirigida, con liderazgo, resiliente, consecuente, cuáles son sus ambiciones, si tiene una misión de vida, si sabe a dónde va, que quiere lograr, en fin,  es otra buena pregunta abierta,  para conocer dimensiones más allá de su experiencia. 

Pregunta CUATRO: ¿Cuál es su valor agregado? ¿Qué lo hace diferente, de los otros candidatos?

Esta pregunta está enfocada a validar sus fortalezas, áreas de oportunidad, saber si la persona se conoce a ella misma. Será como su pitch de ventas final para venderse como candidato.  Acá podrás analizar su elocuencia, su garra, su esfuerzo e interés en el trabajo, verás la calidad de su argumento y si en realidad es diferente o no a los demás candidatos que has entrevistado.

Todas las preguntas son valiosas, solo ve más allá de lo que ves en un currículo, de su experiencia y conocimientos, al final de cuentas lo que determina el resultado es la forma de pensar de la persona, no hay más.  Indaga en su mente, en su sistema de creencias, si cree en ella misma, que tanto dirige su vida porque una persona que no se lidera a sí misma, jamás podrá liderar a los demás. 

Finalmente, recuerda que antes de una buena entrevista, tienes que medir sus habilidades y competencias y en ese tema HR CENTER es el mejor.   

¿Quieres evaluar con esta u otras pruebas de nuestro catálogo? Escríbenos al correo: [email protected]

Estamos a las órdenes

Ligia Soto

Gerente General

HR CENTER

Open chat